Inicio Periodismo del Mercosur La extrema derecha francesa sube en los sondeos, pero no llega a...

La extrema derecha francesa sube en los sondeos, pero no llega a la mayoría absoluta

52

París (EFE).- La extrema derecha francesa mejora su intención de voto para la primera vuelta de las legislativas que tendrá lugar el domingo próximo, pero no alcanzará la mayoría absoluta de la cámara en la segunda vuelta del 7 de julio.

Según un sondeo publicado este lunes por Le Figaro, el 36 % de los votantes apoyará las listas de la Agrupación Nacional (RN), medio punto más que en la precedente encuesta que realizó el mismo instituto demoscópico la semana pasada.

La Francia Insumisa, segunda

En segunda posición aparece la alianza de izquierdas, que agrupa a La Francia Insumisa (LFI), los socialistas, los ecologistas y los comunistas con el 29,5 %, también con medio punto más que en la pasada encuesta.

El partido del presidente, Emmanuel Macron, por su parte, pierde medio punto y se queda con el 20,5 %.

El instituto demoscópico Ifop también hace una proyección de los escaños en la segunda vuelta y otorga entre 220 y 260 al RN, cuando la mayoría absoluta está fijada en 289. En cualquier caso, eso supondría triplicar la representación que tenía en la Asamblea saliente.

La izquierda tendría entre 185 y 215 diputados mientras que los ‘macronistas’, que en la Asamblea Nacional saliente era el grupo mayoritario, con 250 escaños, se tendría que conformar con entre 70 y 100.

La derecha conservadora tradicional de Los Republicanos (LR) tendría, según este sondeo, el 7 % de los votos en la primera vuelta y podría conseguir entre 30 y 50 diputados, que serían claves en las negociaciones post-electorales.

Bardella: “O Mélenchon o nosotros”

El candidato a primer ministro de Agrupación Nacional (RN), Jordan Bardella, se esforzó este lunes en afirmarse como “la única alianza creíble” con un programa “responsable” y “respetable” frente a la izquierda reunida en el Nuevo Frente Popular, al que presentó como “el caos generalizado”.

En una conferencia de prensa convocada para detallar su programa, Bardella consideró de entrada que el bloque político centrista-liberal del presidente francés, Emmanuel Macron, no tiene ninguna posibilidad de ganar las elecciones legislativas del 30 de junio y el 7 de julio, con lo que todo se reduce a la dicotomía entre su campo y la alianza de la izquierda.

El líder de LFI, Jean-Luc Mélenchon, en una imagen de archivo.
El líder de LFI, Jean-Luc Mélenchon, en una imagen de archivo. EFE/CHRISTOPHE PETIT TESSON

“La alternativa es entre Jean-Luc Mélenchon y nosotros”, afirmó en relación al líder de La Francia Insumisa (LFI), figura extremadamente controvertida incluso en la izquierda, que incomoda a los otros tres grupos del Frente Popular, los socialistas, los ecologistas y los comunistas

Bardella insistió en que “votar LFI es votar al FMI” (Fondo Monetario Internacional), y que de esa forma Francia se convertiría en una “Venezuela sin petróleo”.

Sobre su programa, el candidato de la ultraderecha se resistió a detallar el coste de los principales puntos, más allá de la que aparece como la gran medida de urgencia en favor del poder adquisitivo: la rebaja del tipo de IVA del 20 % al 5,5 % para el combustible, el gas y la energía. © EFE.

La entrada La extrema derecha francesa sube en los sondeos, pero no llega a la mayoría absoluta se publicó primero en Periodismo del Mercosur.