Noticias

La importancia de hidratarse en verano

El agua es un nutriente esencial que constituye más de la mitad del peso corporal total. Desempeña numerosas funciones corporales esenciales para la vida como transportar los nutrientes y desechos de células, facilita la eliminación de productos de productos de desecho y toxinas a través de la orina, constituye una parte integral de las membranas celulares, amortigua los órganos y ayuda a mantener las estructuras del cuerpo, es un excelente solvente y medio de suspensión para el organismo; absorbe el calor ante cualquier cambio en la temperatura y ayuda a prevenir el estreñimiento. El balance entre la ingesta y las pérdidas de líquidos que se produce tiene gran importancia y cualquier alteración de este balance puede poner en peligro la salud del individuo.

La necesidad de agua varía para cada persona en función de la edad, temperatura ambiente, función renal, función digestiva, consumo de fármacos, actividad, tipo de alimentación, consumo de alcohol y problemas de salud.

El agua es el principal líquido para hidratar el cuerpo. Para un buen funcionamiento corporal, debe haber un balance entre la ingesta y la pérdida de agua. El cuerpo pierde agua diariamente por orina, heces, respiración y transpiración. Por esta razón, las Guías Alimentarias para la Población Argentina recomiendan tomar en promedio 2 litros de líquidos por día, de los cuales 1,6 litros (8 vasos) deben ser de agua pura. Se debe mantener un equilibrio hídrico adecuado, sobre todo en la población infantil y en los ancianos, sectores de la población especialmente vulnerables en los que la ingesta de líquidos en muchas ocasiones puede ser inferior a la pérdida.

La OMS recomienda reducir el consumo de azúcares libres, tanto para los adultos como para los niños. Alimentos como dulces y golosinas contienen grandes cantidades de azúcares añadidos. Pero son las bebidas azucaradas las responsables del gran aporte diario de azúcares: gaseosas, jugos comerciales listos para consumir y en polvo, bebidas a base de soja, aguas saborizadas, bebidas a base de hierbas e infusiones a las que se les añade azúcar de mesa. Es importante controlar lo que se come y también lo que se bebe diariamente. El consumo de azúcares libres se debería reducir a menos del 10% de la ingesta calórica total, lo que equivale a 50gr de azúcar por día para una alimentación promedio de 2.000 calorías. Esto es fácil de alcanzar consumiendo dos vasos de gaseosa regular al día.

Algunas recomendaciones para sumar más agua al día a día:

  • Tomar un vaso de agua cada dos horas desde el comienzo del día hasta el final.
  • Llevar siempre una botella pequeña de agua en la mochila o cartera.
  • No esperar a tener sed para hidratarse.
  • Servir agua para acompañar todas las comidas.
  • Ofrecer a los chicos agua en lugar de bebidas azucaradas (ellos las piden porque los adultos las ofrecen).
  • Saborizar el agua con rodajas de verduras o frutas para saborizarla de forma natural y sin añadirle azúcar de ningún tipo.
  • Tomar agua antes, durante y después de la actividad física.
  • Debido a las medidas establecidas en relación a COVID-19 (coronavirus), las Estaciones Saludables están cerradas como medida de prevención para cuidar al personal y a los vecinos. Por tal motivo se adaptaron las actividades de asesoría nutricional a diferentes modalidades de atención virtual. Para más información te invitamos a seguir nuestras redes BASaludable en Instagram, Facebook y Twitter.
  • {alt}

Related posts

La Policía de la Ciudad detuvo a un arrebatador en Flores

Medios Agrupados

El Gobierno prohibirá la circulación nocturna en todo el país hasta que bajen los números de contagios

Medios Agrupados

¿Debería invertir en una silla gaming?

Medios Agrupados

Seguinos!

Sumate al lugar correcto! La Comunidad de Medios Independientes más grande de Argentina! - Consultanos: [email protected]


This will close in 15 seconds