Inicio Palermo Web Gobierno aumenta subsidios a empresas de colectivos en Buenos Aires

Gobierno aumenta subsidios a empresas de colectivos en Buenos Aires

150

El Gobierno nacional ha tomado la decisión de incrementar en un 39% los subsidios destinados a las empresas de transporte colectivo en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA). Esta medida, que busca sostener el congelamiento del precio del boleto, tiene como objetivo principal desbloquear las negociaciones paritarias entre las empresas y el sindicato de choferes, tras un conflicto que paralizó el servicio el mes pasado.

“Es una medida necesaria para garantizar la continuidad del servicio y evitar mayores conflictos”, declaró el Ministro de Economía, enfatizando la importancia de mantener la estabilidad en el transporte público, un pilar fundamental para la movilidad de millones de personas en el AMBA.

  • La Resolución 4/2024 de la Secretaría de Transporte de la Nación, publicada en el Boletín Oficial, reveló el aumento en los subsidios, que se basa en un recálculo de los costos del sistema con datos actualizados de abril.
  • El acuerdo salarial con el sindicato de choferes incluye sumas no remunerativas de $250.000 en mayo y junio, lo que generó la necesidad de una compensación económica por parte del Estado para las empresas.
  • Esta medida es crucial dado que las tarifas del transporte están reguladas y los ingresos de las empresas dependen tanto de la tarifa como de los subsidios otorgados por el Gobierno.
  • Aunque se contempla un eventual aumento en la tarifa para los usuarios, aún no se ha establecido una fecha definitiva para su implementación.

Franco Mogetta, el Secretario de Transporte, mencionó recientemente la posibilidad de implementar ajustes en las tarifas en los próximos meses, aunque aún no se ha fijado una fecha concreta, ya que están evaluando la situación.

En la actualidad, el costo mínimo del pasaje en la Ciudad y el Gran Buenos Aires es de $270, ya que el gobierno ha optado por no aplicar el ajuste por inflación que se estableció en febrero. Esto implica que, de acuerdo con el incremento acumulado del 65% hasta abril, el precio del boleto podría alcanzar los $445,50, si bien es posible que el aumento final sea menor.

Según declaraciones de AAETA, el seguimiento de los costos por parte de las empresas revela una brecha significativa. En abril, la diferencia entre el cálculo de costos realizado por la Secretaría de Transporte y los costos reales del sector fue de -$95,6 mil millones de pesos. A pesar de esto, las tarifas del servicio en el AMBA siguen siendo una de las más bajas de la región y el sistema está altamente subsidiado.

Desde mayo, se ha implementado un aumento en las tarifas de trenes en el AMBA. Aquellos con tarjetas de transporte registradas verán un aumento del 53,85%, pasando de pagar 130 pesos a 200 pesos en la Sección 1, de 169 pesos a 260 pesos en la Sección 2 y de 208 pesos a 320 pesos para recorridos de más de 24 km. Además, el precio del subte ha aumentado a $574, lo que sugiere un próximo incremento en las tarifas de los colectivos.

La Asociación Argentina de Presupuesto y Administración Financiera Pública (Asap) ha informado que los subsidios al transporte, que representan el 24% de los subsidios económicos, sufrieron una reducción del 52,8% interanual en abril, contribuyendo a una caída acumulada del 40,7% en el primer cuatrimestre.

En cuanto a los detalles, Asap indicó que el transporte aéreo no ha recibido subsidios del gobierno nacional este año. Además, los subsidios al transporte por carretera han disminuido un 57,8% interanual en términos reales, mientras que los destinados al transporte ferroviario han bajado un 42,8% interanual en términos reales. En lo que va del año, los subsidios al transporte por carretera y ferroviario han experimentado una reducción cercana al 40% en comparación con el mismo período del año anterior.

Con esta decisión, el Gobierno busca garantizar la estabilidad del servicio de transporte público en el AMBA y despejar el horizonte de posibles conflictos laborales en el sector. Sin embargo, la incertidumbre persiste respecto a futuros ajustes tarifarios que podrían impactar en el bolsillo de los usuarios.